Por qué se realiza la necropsia medico legal?

Por John Alexander Morales P.
Abogado Especialista en Derecho Administrativo
Especial para Jurídica al día

La autopsia o necropsia es un procedimiento cuya finalidad es
obtener información para fines científicos o jurídicos, lo cual se hace a través
de la observación, intervención y análisis de un cadáver, en forma tanto interna
como externa, la autopsia o necropsia será de carácter medico legal cuando se
realiza con fines de investigación judicial, y tendrá carácter clínico en los
demás casos. Dentro de una concepción moderna se ha denominado a la necropsia
medico legal como la ?investigación científico criminalística de la muerte?,
y no sólo es un medio para determinar las causas de muerte sino que también
sirve para realizar la identificación de cadáveres.

Luego de estas precisiones iniciales debe aclararse que la
practica de la necropsia es obligatoria según el decreto 786 de 1990 en los
siguientes casos: homicidio o sospecha de homicidio; suicidio o sospecha de
suicidio; cuando se requiera distinguir entre homicidio y suicidio; en casos de
muerte accidental o sospecha de la misma; en aquellas muertes en que no existe
claridad sobre la causa o cuando la autopsia sea necesaria para ayudar a la
identificación de un cadáver por solicitud de autoridad competente. El decreto
786 de 1990 hace una especial distinción dentro de las autopsias que deben
realizarse obligatoriamente resaltando los siguientes casos: en muertes
ocurridas en personas que se encuentran bajo custodia oficial, como las personas
privadas de la libertad en centros carcelarios; en los casos de muerte en los
que se sospecha que han sido causados por enfermedad profesional o accidente de
trabajo; en aquellos casos en que se sospecha que la muerte ha sido causada por
la utilización de agentes químicos o biológicos, drogas, medicamentos, productos
de uso domestico y similares; en cadáveres de menores de edad cuando se sospeche
que la muerte se causó por abandono o maltrato; cuando se sospeche que la muerte
fue causada por un acto medico y las que se realizan en casos de muerte de
mujeres gestantes o del feto cuando haya sospecha de aborto no espontáneo.

Como puede apreciarse existen muchas situaciones en que la
autopsia o necropsia debe practicarse obligatoriamente, con lo que puede decirse
que no será obligatoria en aquellos casos en que se pueda certificar la causa de
muerte y no se requiera de su practica como prueba para un proceso judicial,
dentro de esta hipótesis tenemos las muertes ocurridas a pacientes terminales de
cáncer o VIH, ya que por lo general estos pacientes han seguido un tratamiento
clínico y el medico tratante puede determinar la causa de muerte, por esta razón
no se practica la necropsia.

Sin embargo es muy frecuente escuchar de aquellos casos en
que una paciente muere cuando le practicaban una liposucción, podría pensarse
que la causa de la muerte se originó en la intervención quirúrgica y que no es
obligatoria la necropsia, pero el decreto 786 de 1990 estableció expresamente la
obligatoriedad de la necropsia cuando se sospeche que la muerte se causó por un
acto medico, y esta será una de las pruebas fundamentales dentro del proceso
penal que involucre a los profesionales de la salud que practicaron la
intervención.

Por ultimo, debe mencionarse que si el caso encuadra dentro
de los mencionados anteriormente no es posible oponerse a la practica de la
necropsia, ya que las normas que consagran su carácter obligatorio son de orden
publico y los particulares no tenemos la posibilidad de elegir si nos sometemos
a ellas o no, por lo tanto debemos respetarlas y acatar sus ordenamientos.

You can leave a response, or trackback from your own site.

Leave a Reply

Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!